COMPARTE

Apagar incendios por la noche, detectar minas antipersonas o servir de extremidades para niños con problemas de movilidad: la robótica se presenta hoy como aliada del ser humano en la segunda edición de la feria Global Robot Expo, que comenzó en Madrid.

El espíritu del evento se resume en que allá donde el hombre no puede llegar, alcanza el robot, una máquina cada vez más sofisticada gracias a su combinación con sensores e inteligencia artificial.

“Los miedos ante el cambio son infundados. Nosotros queremos globalizar esta tecnología, que todo el mundo vea que no está aquí para quitarnos el trabajo ni para perjudicarnos, sino para ayudarnos”, indica a Efe el responsable de la feria, Enric Forner.

Algunos de los retos principales del siglo, como el envejecimiento de la población y la atención de personas dependientes con problemas de movilidad o comunicativos, encontrarán soluciones en la robótica, según el embajador de Japón en España, Masahi Mizukami.

Los exoesqueletos son, de hecho, uno de los protagonistas de la feria. Entre ellos destaca el CP Walker, una combinación de estructura articulada y andador que está orientada a la rehabilitación de niños con parálisis cerebral y que ya se prueba en el Hospital Niño Jesús de Madrid.

“El límite es el comienzo” es el lema de esta edición del evento y una suerte de mantra para un equipo de estudiantes de la Universidad Politécnica de Valencia (este de España) que trabaja para dar forma a Hyperloop, el medio de transporte que consiste en una cápsula que se desplazará a mil 200 km/h.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.