(Foto Referencial)

El desabastecimiento de gasolina que se ha agudizado en el país, especialmente en los últimos 15 días, evita que los agricultores venezolanos se encuentren a punto de colapsar, al no poder arribar a mercados y grandes cadenas de supermercados con sus productos. Especialmente las frutas y hortalizas de época, destacó el primer vicepresidente de la Confederación de Asociaciones de Productores Agropecuarios (Fedeagro), Celso Fantinel.

En la zona de Los Andes, en donde se produce un 75% de la hortalizas que consumen todos los venezolanos, hoy por primera vez, después de 25 años ininterrumpido, el mercado de La Grita no hubo trance, lo que representa una situación grave, recalcó Fantinel.

Por esta razón, productores ganaderos y agropecuarios representados en Fedeagro y Fedenaga reiteran su llamado al Ejecutivo nacional, autoridades regionales y Fuerzas Armadas, para que adopten las medidas necesarias que garanticen el acceso al combustible, a fin de mantener la continuidad en la producción y distribución de alimentos en el país.

A través de un remitido el sector productor demanda atención prioritaria en el suministro de combustible para sacar las cosechas, transportar los alimentos y continuar atendiendo las unidades de producción.

“Conscientes de la grave crisis que enfrenta nuestro País, a la cual se suma la Pandemia del COVID 19, es imperativo evitar el desabastecimiento de alimentos y el consecuente caos social que ello podría generar, para lo cual, mantener la producción nacional es prioritario y fundamental”, expresan.

Consideran que el sector agropecuario enfrenta las circunstancias más adversas de su historia, con una consecuente caída de la producción nacional, un sistema financiero imposibilitado de atender la demanda crediticia por la política restrictiva del encaje, la cual eliminó de facto el crédito bancario; no disponemos de insumos, las enfermedades y plagas no se pueden combatir por el cerco al registro de nuevas moléculas y se continúan privilegiando las importaciones en detrimento de lo Hecho en Venezuela, publicó Banca y Negocios.

“A pesar de esta realidad, los agricultores, ganaderos y pescadores continuamos haciendo un esfuerzo considerable por mantenernos activos sin el apoyo del Estado. En este momento, aunque muy mermada, hay producción de carne y leche; hay cosechas de hortalizas, raíces y tubérculos, granos, leguminosas, arroz, caña de azúcar y frutales; hay producción de huevos, aves y cerdos, y nuestros pescadores y cultivadores acuícolas siguen produciendo”.

A través del comunicado Fedegana y Fedeagro sostienen que la producción debe cosecharse y comercializarse en los centros de procesamiento y de consumo, con mayor énfasis en este momento cuando la pandemia del COVID 19 tiene al país convulsionado y preocupado por obtener sus alimentos.

Advierten que en estos momentos la producción está en riesgo de perderse en el campo, los productores agropecuarios, los empleados y obreros difícilmente pueden acudir a las unidades de producción y los que acuden no pueden cosechar ni trasladar sus cosechas a los centros de comercialización y distribución, por la falta de combustibles.

“La agricultura venezolana está al borde de un colapso definitivo, el ciclo de cultivo más importante del año, el ciclo invierno, está a punto de comenzar y no hay insumos ni condiciones para enfrentarlo, se requiere de medidas drásticas que permitan su recuperación, en lo inmediato, resulta prioritario facilitar combustible a los agricultores”.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.