COMPARTE

Felícita Blanco

Cuando salía de su casa el domingo a las 3:30 de la tarde, en la calle Lebrún de Petare, asesinaron a Armando Rafael Leiva Jaruba (37) carpintero e instalador de equipos de sonido.

Al hombre lo habían amenazado de muerte en forma anónima, por denunciar y exigir justicia en el crimen de su sobrino Alfonzo Javier Leiva Araujo (23), hecho ocurrido el 8 de enero de 2013.

Los asesinos de Alfonzo Javier andan libres a pesar de haber cometido un doble homicidio porque en el mismo hecho también murió otro vecino.

En aquella oportunidad las víctimas fueron secuestradas y llevadas a Guatire, donde les quitaron la vida.

Todo indica que Armando Rafael fue ajusticiado. Le dispararon los tripulantes de un carro blanco, y al caer al piso uno de los pistoleros se bajó y lo remató.


MINIANUNCIOS VIP




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.