COMPARTE
La próxima semana el diputado Carlos Lozano pedirá una investigación

De la Planta de Tratamiento de Aguas Residuales que atiende a los municipios Valencia, Naguanagua y Libertador solo quedan ruinas, lamentó el ingeniero Manuel Pérez Rodríguez

Luis Alejandro Borrero || lborrero@el-carabobeno.com

Perplejidad. No salía del asombro el recién electo diputado de la Asamblea Nacional por el circuito 5 de Carabobo. “Esto es mucho peor de lo que imaginábamos”, exclamó Carlos Lozano, durante una visita a la Planta de Tratamiento de Aguas Residuales (PTAR) La Mariposa, que atiende a Valencia, Naguanagua y Libertador. El próximo lunes 14 de diciembre acudirá al Ministerio Público para se inicie una investigación por el abandono de la estructura.  

La Mariposa está inoperativa desde hace seis meses. “Esto ya no es una planta. Son ruinas”, lamentó el ingeniero Manuel Pérez Rodríguez, director general de la Fundación Movimiento por la Calidad del Agua. 

En el recorrido ambos apreciaron que el abandono de la planta, con capacidad para tratar dos mil 400 litros por segundo (l/s) de aguas negras, fue desmantelada por el hampa, pues la responsable Compañía Anónima Hidrológica del Centro (Hidrocentro) no invirtió para su protección.  

Existen responsabilidades. Lozano cargó contra Hidrocentro. Dijo que a partir del 5 de enero, cuando tome posesión la nueva Asamblea Nacional, solicitará la interpelación de Luigina Cercio, presidente de la estatal y la junta directiva. “Es nuestro compromiso que se trate el agua con responsabilidad”. Dijo que, acompañado de otros diputados como Marco Bozo y Romny Flores, del circuito 5, presionarán por una respuesta.  

Las piezas electromecánicas que disuelven oxígeno atmosférico en los grandes estanques de La Mariposa (reactores) están apagados. Algunos fueron sacados del agua por el hampa común para extraer cobre y revenderlo, estimó el diputado. Significa que los aireadores, que purifican el agua residual de más de dos millones de personas, están dejando pasar el agua por La Mariposa cruda, sin tratamiento, explicó Pérez Rodríguez.  

Todo el sistema eléctrico de los reactores 1, 2, 3 y 4 del subsistema 1 de la planta fue robado. Significa que las aguas que salen de La Mariposa y terminan en el río Paíto, que a su vez es afluente del embalse Pao – Cachinche, principal fuente de agua para los carabobeños. Es decir, el agua residual no es correctamente tratada.  




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.