(Foto referencial)

El canciller de Argentina, Jorge Faurie, dijo hoy que las elecciones presidenciales celebradas este domingo en Venezuela, en las que resultó reelegido Nicolás Maduro, no fueron democráticas ni serán reconocidas por la mayor parte de la comunidad internacional.

“Venezuela debe convocar a elecciones libres, democráticas y con la participación de todos los actores, incluidos los líderes de la oposición presos o en el exilio”, manifestó Faurie en un mensaje publicado este lunes en su cuenta en la red social Twitter.

A su juicio, Maduro debe escuchar el clamor del pueblo venezolano y la valoración de la sociedad global.

El canciller incidió así en lo manifestado por el Grupo de Lima -que aglutina a los países de la región- en un comunicado en el que no reconoció la legitimidad de los comicios por considerar que no cumplieron con los “estándares internacionales” de un proceso democrático, libre, justo y transparente y acordó reducir sus relaciones diplomáticas con el país caribeño.

Maduro repetirá en la Presidencia de Venezuela para el período 2019-2025 al ganar unos comicios marcados por la altísima abstención, como había pedido la mayoría de la oposición, y la exigencia de los candidatos derrotados de que se repitan las elecciones por las irregularidades registradas.

El gobernante venezolano ganó al obtener 5 millones 823 mil 728 votos, con una participación de 8,6 millones de electores de los más de 20 millones que estaban convocados, lo que significa una de las participaciones más bajas de la historia venezolana.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.