Bruselas y Londres admiten divergencias, en carrera por negociaciones posbrexit
/ Foto: Cortesía

La Unión Europea y el Reino Unido admitieron este viernes las graves divergencias que aún bloquean el camino a un acuerdo que defina las relaciones posbrexit, en medio de una dramática carrera contra el reloj para hallar un terreno común.

Negociadores de las dos partes cerraron este viernes en Bruselas la novena ronda de conversaciones para definir ese acuerdo, y al fin de la jornada las dos partes admitieron la amplitud de las divergencias.

En Bruselas, el principal negociador europeo, Michel Barnier, señaló en una nota oficial que a pesar de algunos progresos aún se verificaban “persistentes y serias divergencias en asuntos de la mayor importancia para la UE” como para alimentar optimismo.

“Para alcanzar un acuerdo esas divergencias deben imperativamente ser superadas en las próximas semanas”, señaló.

Bruselas requerirá garantías solidas para acuerdo posbrexit

De acuerdo con Barnier, un acuerdo requerirá entendimientos sobre “garantías sólidas y de largo plazo sobre competencia abierta y justa”, un marco eficiente de gobernanza, y un acuerdo “estable y sostenible” sobre derechos de pesca.

En tanto, su contraparte británica, David Frost, apuntó en un comunicado que las diferencias aún no se superan.

“Con relación a los derechos de pesca, la brecha entre nosotros es lamentablemente muy grande, y sin más realismo y flexibilidad por parte de la UE puede que no sea posible salvar”, apuntó el negociador británico.

En un resumen de la situación, Frost dijo sentirse “preocupado” por el escaso tiempo que resta “para resolver estar cuestiones” antes de la reunión del Consejo Europeo prevista para el 15 de octubre en Bruselas.

En tanto, en declaraciones a la BBC, el primer ministro británico, Boris Johnson, dijo que alcanzar un acuerdo “depende de nuestros amigos y socios europeos.

Para eso, dijo el mandatario británico, se necesitará que los europeos muestren “sentido común”, y apuntó que existen “todas las posibilidades de llegar a un acuerdo” a pesar de las divergencias.

Contacto de alto nivel

Cualquier acuerdo entre la UE y el Reino Unido sobre su relación posbrexit debería sellarse aún en el mes de octubre, a tiempo para que todas las partes le ratifiquen.

El propio gobierno británico había establecido un plazo hasta el 15 de octubre, fecha de la cumbre del Consejo Europeo, para anunciar un acuerdo.

En un intento por impulsar políticamente las conversaciones, Johnson y la presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, se comunicarán el sábado por videoconferencia.

Formalmente, la UE y la propia Von der Leyen anunciaron que se trata de un contacto para hacer “un balance” de las negociaciones y “compartir puntos de vista”.

No obstante, la titular del ejecutivo europeo expresó su convicción sobre la necesidad de “intensificar” las negociaciones.

La UE, comentó la funcionaria, “está interesada en un acuerdo porque creemos que es importante tener entendimientos con un vecino, pero no a cualquier precio”, y añadió que “hemos hecho progresos en muchos campos, pero los temas más difíciles continúan totalmente abiertos”.

Días decisivos

Por su lado, la jefa del gobierno de Alemania, Angela Merkel, dijo este viernes en Bruselas que “los próximos días” serían decisivos para conocer la suerte de las conversaciones.

“Las negociaciones están entrando en una fase decisiva, y en los próximos días se tornará claro si estamos haciendo progresos o no. Mientras las negociaciones sean mantenidas, soy optimista”, señaló.

El jueves, la UE anunció el inicio de acciones legales contra Londres por un proyecto de ley que modifica el acuerdo sobre la salida del Reino Unido de la Unión Europea.

La UE dio el primer paso con el envío de una “notificación formal” a Londres, en el inicio de un “procedimiento de infracción” por considerar que el Reino Unido quebró un compromiso de aplicar integralmente el Tratado de Retirada, la normativa que define la modalidad del Brexit.

El Reino Unido se retiró de la UE el 31 de enero de este año pero continuará aplicando las normas europeas de comercio hasta el 31 de diciembre, en el llamado período de transición.

© Agence France-Presse




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.