Adán Celis Michelena, presidente de la Cámara de Industriales de Carabobo. (Foto archivo)
COMPARTE

La junta directiva de la Cámara de Industriales de Carabobo, presidida por Adán Celis Michelena, decidió declarar al sector fabril en emergencia, dada la severidad de los riesgos y amenazas que se ven llegar para acentuar aún más la crisis del aparato productivo, informaron a través de un comunicado.

Los industriales carabobeños, en asamblea general, resolvieron declararse en sesión permanente para “responder a los avatares y retos que está imponiendo la grave crisis social, política y económica nacional, y estar preparados para enfrentar, en las circunstancias que sean, todas las imponderables devenidas y las que pudieran derivarse de la misma situación”.

Según el texto, la decisión responde los hechos que se han registrado en Carabobo y otras regiones, las repercusiones que han tenido algunas acciones y decisiones de incidencia directa en la tranquilidad y la seguridad de los trabajadores manufactureros, sus familiares y allegados, como también los desmanes en algunas empresas severamente afectadas por el vandalismo generalizado.

Lea el documento completo aquí:




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.