La CIJ se declara competente para juzgar las sanciones de EE.UU. contra Irán
/ Foto: Getty Images

La Corte Internacional de Justicia (CIJ) dio hoy la razón a Irán y se declaró competente para juzgar una denuncia interpuesta contra Estados Unidos por la reimposición de sanciones económicas a Teherán.

El alto tribunal de la ONU rechazó todas las objeciones preliminares presentadas por Washington y decidió, por quince votos a uno, que tiene jurisdicción para juzgar si las medidas contra Teherán violan el Tratado de Amistad, Relaciones Económicas y Derechos Consulares que ambos países firmaron en 1955, cuando aún mantenían buenas relaciones.

Uno de los argumentos legales más repetidos por los abogados de Washington en una vista previa fue que el tratado de 1955 se ocupa única y exclusivamente del comercio bilateral.

Denuncia sin fundamento

Es decir, que las medidas tomadas contra empresas de terceros países por comerciar con Teherán estarían lejos del alcance del convenio firmado hace 66 años, por lo que la denuncia carecería de fundamento.

El juez presidente de la CIJ, Abdulqawi Ahmed Yusuf, dijo en la lectura pública de la decisión que ese argumento podrá plantearlo Estados Unidos cuando se juzgue el fondo del asunto, pero no resulta suficiente para que el alto tribunal de la ONU se declare incompetente.

Así mismo, Yusuf dijo que la denuncia de Irán “no supone un abuso de proceso”, tal y como se decía en otro de los argumentos de Washington.

Estados Unidos también defendió que el artículo XX del tratado de 1955 posibilita la aplicación de “medidas relacionadas con materiales fisionables y sus subproductos radiactivos”, pero la sentencia estableció que la interpretación de dicho artículo “requiere de un análisis” que se hará en una etapa posterior del proceso judicial.

Salida unilateral del pacto

El litigio en La Haya tiene como origen la salida unilateral de Washington del pacto nuclear con Irán (JCPOA en sus siglas en inglés), firmado en 2015 y que contó con la participación de Rusia, China, Francia, el Reino Unido y Alemania.

Dicho acuerdo impuso límites e inspecciones al programa atómico de Irán a cambio del levantamiento de las sanciones, que penalizaban a las compañías internacionales que hacían negocios con Teherán.

En mayo de 2018 y bajo la presidencia de Donald Trump, Washington rompió el pacto y reanudó las medidas coercitivas, a pesar de que el Organismo Internacional de la Energía Atómica (OIEA) confirmó que Teherán estaba implementando el tratado en los términos establecidos.

Irán elevó el asunto ante la ONU

Irán llevó el asunto al alto tribunal de la ONU, que en octubre de 2018 ordenó a Washington de forma cautelar la paralización de las sanciones relacionadas con la exportación de bienes básicos, como productos médicos, alimenticios, agrícolas y equipos imprescindibles para la seguridad de los vuelos civiles.

Ambos países deberán presentar próximamente argumentos por escrito para que los magistrados juzguen el fondo del asunto, aunque el inicio de las vistas orales podría retrasarse años.

Como respuesta a la retirada de Estados Unidos del JCPOA, Irán comenzó en 2019 a reducir de forma gradual sus compromisos con el resto de países firmantes.

No obstante, está por ver si la nueva administración estadounidense presidida por Joe Biden conlleva la vuelta de Estados Unidos a la mesa de negociación del pacto nuclear. EFE




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.