tapabocas
Son varios los tipos de tapabocas en el mercado, pero no todos tienen el mismo porcentaje de protección(Foto: Dayrí Blanco)

La mascarilla es parte de todos desde hace casi dos años. Su uso protege de la COVID-19, sobre todo en este momento con la variante ómicron que es altamente contagiosa. Pero no todos los tapabocas son efectivos como se puede creer.

Según datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Washington University School of Medicine y la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), hay clasificaciones específicas que determinan cuáles de los que están en el mercado son los más recomendables.

En primer lugar, figuran los modelos N95, que en Venezuela tiene un costo promedio de tres dólares por 10 unidades, y los KN95, que son vendidos en paquetes de 40 tapabocas por 10 dólares. En ambos casos la protección contra ómicron es de 95 %, delta de 96 %, alpha de 98 %, y 100 % respecto a bacterias.

Estas mascarillas deben ser descartadas tras una jornada de uso y no pueden ser lavaras con agua y jabón ni alcohol. Solo en instancias médicas se ha sugerido su esterilización con equipos especiales para tal fin con luz ultravioleta y vapor de peróxido de hidrógeno o calor seco a 70 grados centígrados.

El modelo KF94 se consigue en cinco dólares el empaque de 10 unidades y tiene protección de 94 % contra ómicron, 95 % en el caso de delta, 94 % para la variante alpha, y para bacterias 99%.

Los más usados y de menor protección

Dada la situación económica del país, los venezolanos optaron por diferentes alternativas como los tapabocas de tela de algodón, poliéster, licra o nylon. Son los más populares y uno de los menos efectivos ya que solo evita el contagio de ómicron en 2 %, delta en 5 %, alpha en 10 % y del paso de bacterias en 40 %.

Y hay otros denominados esponja, que a simple vista parecen ser mejores por su grosor y textura, pero que tiene 0 % de protección contra la COVID-19 y todas sus variantes, además que no filtra ninguna bacteria.

Otras de las mascarillas más usadas en Venezuela son las quirúrgicas. Las de tres capas son vendidas en diferentes comercios en seis dólares, la caja de 50 unidades, y aportan seguridad de 75 % contra ómicron, 76 % en el caso de la delta, 78 % para la alpha y 80 % respecto a las bacterias.

Le siguen los tapabocas quirúrgicos de una capa, que son muy demandados por su precio de 50 unidades por tres dólares, y que solo protegen contra ómicron en 15 %, delta en 20 %, alpha en 35 % y bacterias en 50 %.

Escasos en el mercado venezolano

Existe otra grama de mascarillas que son muy bien valoradas. Se trata de las FFP1, FFP2 y la FFP3 que son las que más se usan en Europa pero que se pueden conseguir en Venezuela, en algunos lugares, en dos dólares el empaque de 15.

De ellas, la número tres es la que tiene un mayor promedio de protección con 86 % para ómicron, 88 % para delta, 90 % en el caso de alpha y 95 % en bacterias.

Las clasificadas con el número 1 y el 2 son menos seguras que el tapaboca quirúrgico de tres capas.

Desde la Sociedad Venezolana de Infectología (SVI) han advertido que el uso correcto del tapabocas es clave para evitar el contagio, incluso, su uso en el país desde marzo de 2020 ha sido un gran aporte. La sugerencia es no dejar de usarlos aunque ya se cuente con las tres dosis de la vacuna.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.