Jugadores NBA comienzan su nueva vida en la "burbuja" de Disney World. / Foto EFE

El ala-pívot letón Davis Bertans y el escolta-alero, de origen dominicano, Trevor Ariza, se convirtieron en los dos primeros jugadores de la NBA que ya comunicaron a sus respectivos equipos de los Wizards de Washington y Trail Blazers de Portland que no estarán con ellos en Orlando para reiniciar la liga el próximo 30 de julio.

Aunque la NBA no ha querido hacer ningún comentario oficial, los Wizards admitieron que “apoyaban” la decisión de Bertans, convertido en máximo aspirante al premio de Mayor Progreso en la temporada 2019-20, y será agente libre al concluir la competición.

Se espera que los Wizards lo mantengan en la plantilla después de haber sido uno de los jugadores claves de su ataque. Bertans, de 27 años, que juega su primera temporada con los Wizards, tiene promedio de 15 puntos y un 42 por ciento de acierto en los triples.

Aunque los Wizards también han comenzado a mostrar interés por conseguir el fichaje del pívot DeMarcus Cousins, de 29 años, mantener a Bertans, que llegó en el 2016 a los Spurs de San Antonio procedente del Kirolbet Baskonia (Liga Endesa, España), es una prioridad para el equipo de la capital de la nación.

La ausencia de Bertans con los Wizards, que están a cuatro juegos y medio de los Magic de Orlando en la lucha por el octavo puesto de la Conferencia Este, no les supone ningún contratiempo, si al final se reinicia la temporada, mientras que aseguran que no sufra ningún tipo de lesión que condicione su futuro.

Bertans antes de llegar a la NBA ya superó dos graves lesiones de ligamentos en la rodilla derecha (2013 y 2015) y ha reconocido que no quiere arriesgar su futuro profesional, algo que otros profesionales también están sopesando antes de decidir esta semana si van a estar en la competición de Orlando.

Como ha sido el caso de Ariza, de 34 años, titular de los Trail Blazers, quienes al igual que los Wizards, pero en el Oeste, no tienen las mejores opciones de alcanzar el octavo puesto que les permita estar en la competición de los playoffs.

El caso de Ariza se trata de algo familiar ya que deberá visitar a su hijo pequeño en determinadas fechas durante un mes.

Ariza ha estado involucrado en un caso de custodia de su hijo de 12 años, y la decisión de la madre de otorgar un período de visitas de un mes por orden judicial durante la cuarentena de equipos de la liga en Orlando, le hizo elegir sus responsabilidades parentales en lugar de competir con los Blazers en el reinicio de 22 equipos, de acuerdo a lo informado por varias fuentes periodísticas.

La ausencia de la “burbuja” de Walt Disney Resort le podría costar a Ariza entre uno y dos millones de dólares de salario, pero el veterano jugador tiene garantizados 12,8 millones para la próxima temporada.

Los jugadores de la NBA que decidan optar por no reiniciar la liga tienen hasta el miércoles para informar a los equipos de sus decisiones. Las franquicias deben enviar fechas de viaje, incluidas las listas de jugadores, antes del 1 de julio.

Una vez que un equipo firma un jugador de reemplazo, el que no aceptó estar en Orlando ya no podrá ser agregado nuevamente a la lista si quiere luego competir.

Los Blazers tienen marca de 29-37, uno de los tres equipos en 3,5 de menos que los Grizzlies de Memphis, octavos sembrados en la Conferencia Oeste.

Los equipos jugarán ocho partidos de clasificación en Orlando, y el equipo con el mejor récord fuera de los ocho primeros en cada conferencia que consiga quedar a cuatro triunfos de ese puesto competirá en un torneo de play-in.

Se espera que Portland pueda dar de alta a dos jugadores claves en el ataque como son los pivotes Zach Collins y el bosnio Jusuf Nurkic, que hasta ahora habían estado de baja mientras se recuperan de sendas lesiones que les obligaron a pasar por el quirófano.

Ariza, 16 temporadas en la NBA, que llegó a los Trail Blazers, traspasado por los Kings de Sacramento, ha disputado 21 partidos como titular y logrado promedios de 11 puntos, 4,8 rebotes y un robo de balón.

La NBA dijo anteriormente que los jugadores no serían castigados por saltarse el reinicio.

Mientras que ha seguido adelante con sus planes a pesar del reciente aumento del coronavirus de Florida y las preocupaciones de algunos jugadores, liderados por el base estrella de los Nets de Brooklyn, Kyrie Irving, de que el baloncesto distraería su lucha contra la injusticia racial después de que George Floyd, un hombre negro, murió cuando estaba en custodia de la policía de Minneapolis.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.