Vecinos de Cantaura piden a Hidrocentro cambio de tuberías. (Foto: Andrés Galindo)
COMPARTE

Convivir con el olor pestilente de las aguas negras desbordadas se ha convertido en algo común en muchas comunidades de Valencia. Habitantes de Cantaura no escapan de esta realidad. 

Allí el desbordamiento tiene aproximadamente dos años. Según denuncias de vecinos los trabajos de la Hidrológica del Centro (Hidrocentro) en el sector, no pasan de limpiezas a las tuberías que al final del día resultan insuficientes y no acaban con el río de aguas residuales.

Oscar Escorihuela indicó que las fallas persisten porque no atacan la causa. “La población creció y la capacidad de las tuberías no soportan tantas viviendas, tienen que reemplazarlas por unas de mayor tamaño”, dijo.

La casa de Escorihuela está justo frente al bote de aguas negras. Expresó que el olor es insoportable. Vive prácticamente sin contacto con la luz, porque mantiene las puertas y ventanas cerradas, para evitar respirar el aire putrefacto proveniente de las cloacas.

Contó que trabajadores de Hidrocentro pasaron hace tres semanas. Hicieron la limpieza correspondiente y siguieron su camino, sin solucionar nada. Al día siguiente, las tuberías ya habían colapsado. Explicó que ahora mismo la mitad de la calle está libre de aguas residuales, pero cuando comienzan las lluvias el río fétido vuelve.

Wender Montañés tiene una pequeña bodega y en la parte trasera está su casa. Dijo que el olor de las cloacas es una tortura diaria a la que ha tenido que acostumbrarse.

Montañés declaró que el desbordamiento ha traído la proliferación de mosquitos que transmiten enfermedades, siendo los niños y adultos mayores los más perjudicados con afecciones respiratorias, estomacales y cutáneas. Los pequeños deben asistir al colegio con rosetas en la piel.

Sostuvo que, desde que inició el desbordamiento, ninguna autoridad se ha abocado a reparar las cañerías.

Los vecinos de Cantaura, ubicada entre el Palacio de Justicia y El Calvario, hicieron un llamado a Hidrocentro para que cambie las tuberías y terminé con está problemática.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.





Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.