Tras la aparición de las autoridades, los manifestantes, según el Ejército, dañaron algunas máquinas, herramientas e insumos de Ecopetrol e incendiaron las piscinas que almacenaban el crudo. (Cortesía)

Al menos 2.600 barriles de petróleo que estaban almacenados en cuatro piscinas fueron incinerados este lunes en una protesta ocurrida en el departamento de Arauca, fronterizo con Venezuela, informó el Ejército.

La institución detalló en un comunicado que el hecho ocurrió luego de que las autoridades llegaran a la zona a controlar una manifestación en la vereda (aldea) de Las Acacias, que hace parte del municipio de Arauquita, donde trabajadores de la estatal petrolera Ecopetrol reparaban el oleoducto Caño Limón-Coveñas.

Sin embargo, la situación obligó a los trabajadores “a abandonar el lugar” y por ello llegó a la zona el Escuadrón Móvil Antidistrbuios (Esmad) y el Escuadrón Móvil de Carabineros de la Policía Nacional a “mitigar los daños ambientales y preservar la integridad de la población en general”.

Tras la aparición de las autoridades, los manifestantes, según el Ejército, dañaron algunas máquinas, herramientas e insumos de Ecopetrol e incendiaron las piscinas que almacenaban el crudo.

Eso generó contaminación por gases tóxicos y puso en riesgo “las comunidades y los cuerpos de agua de la zona”, según detalló la estatal petrolera.

La compañía agregó que los bloqueos no permitieron esta mañana que los bomberos y el personal técnico de la compañía atendieran la emergencia.

Tanto Ecopetrol como Cenit, compañía transportadora de crudo, aseguraron que prestan “toda la colaboración a las autoridades para realizar las investigaciones correspondientes”, mientras que la Policía de Arauca distribuyó 3.500 volantes en la región para alertar de los riesgos que tiene la manipulación indebida del hidrocarburo.

En lo que va corrido del año se han perpetrado 25 atentados contra el Caño Limón-Coveñas, uno de los mayores oleoductos de Colombia, la mayoría de ellos por la guerrilla del Ejército de Liberación Nacional (ELN).

De esos ataques, 15 ocurrieron en Arauca, un departamento donde tiene una fuerte presencia esa guerrilla.

El año pasado, la infraestructura petrolera colombiana sufrió 107 atentados, de los que 89 afectaron al oleoducto Caño Limón-Coveñas y 18 al Transandino. EFE




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.