(Foto archivo)

La Organización de Venezolanos Perseguidos Políticos en el Exilio (Veppex) escribió hoy sendas cartas a los senadores estadounidenses Marco Rubio y Bill Nelson para pedirles que apoyen la creación de un estatuto de protección temporal (TPS) para los venezolanos que llegan a Estados Unidos.

Veppex reclamó una legislación migratoria humana y amplia que ayude a los miles de venezolanos que huyen de un régimen que ha cometido crímenes horrendos contra su pueblo, además de privarle de necesidades básicas como alimentos y medicinas.

Según informó esa semana otra organización venezolana, Venezuela Awareness (VAF), solo en el primer trimestre de este año 7 mil 610 venezolanos pidieron asilo político en Estados Unidos.

Con 29 mil 250 peticiones, los venezolanos fueron los número uno en solicitudes de asilo en EE.UU. en el año 2017, según cifras oficiales que maneja VAF, a las que hay que sumar un número mayor de personas que llegan al país desde Venezuela pero no reclaman amparo.

El presidente de Veppex, José Antonio Colina, les pide a Rubio, republicano, y Nelson, demócrata, que hablen con el presidente, el fiscal general y el secretario de Seguridad Interna de la necesidad de crear un TPS para los venezolanos teniendo en cuenta las circunstancias extraordinarias por las que pasa su país.

Recalcó que miles de venezolanos han buscado amparo en Estados Unidos frente al abuso y la tortura, pero las autoridades estadounidenses no han tomado hasta ahora medidas para proteger a esas víctimas y siguen expulsando a centenares de venezolanos.

“Para algunas personas eso equivale a la pena de muerte”, asevera Colina, quien subraya que para muchos venezolanos EE.UU. es la última esperanza de vivir una vida digna, sin persecuciones y con sus derechos básicos garantizados.

Para Veppex, la crisis humanitaria venezolana constituye una condición extraordinaria según las reglas de los TPS porque afecta a toda la población y está empeorando.

Veppex señaló que es una obligación moral para EE.UU. demostrar al mundo que este país es todavía un faro de esperanza y libertad.

“Necesitamos acciones legislativas antes de que sea demasiado tarde”, subraya.

El Gobierno de Donald Trump está precisamente eliminando los TPS concedidos en su día a miles de ciudadanos de países que sufrieron desastres naturales como El Salvador, Haití y Nicaragua, para que pudieran residir y trabajar legalmente en Estados Unidos.

En el caso de Honduras, que también tiene TPS, se espera una decisión para esta semana.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.