Garantizar la inocuidad de los alimentos desde su producción hasta que llegan al consumidor y elevar los estándares de calidad de las empresas es fundamental para procurar la seguridad y la salud de las personas, dijo hoy una especialista.

“Debemos pedirle a las autoridades que se haga vigilancia activa para que empresas suban sus estándares, las empresas grandes lo hacen incluso más allá de lo que pide la norma pero el resto de las empresas no”, explicó a Efe Verónica Zavala, gerente de la División de Seguridad alimentaria en 3M.

La especialista señaló que la inocuidad de los alimentos es fundamental para evitar que las personas tengan enfermedades como diarrea, vómito y náuseas, así como choques anafilácticos en el caso del consumo de alérgenos “condiciones que, de no atenderse pueden llevar a la muerte”, señaló.

De acuerdo con Zavala, la seguridad alimentaria respecto a la inocuidad de los alimentos se ve reflejada en todo el proceso que hace la industria de alimentos o quienes los cocinan, para asegura que el producto que se consume no haga daño.

De acuerdo con cifras de la Organización Mundial de la Salud (OMS), cada año enferman en el mundo unos 600 millones de personas -casi 1 de cada 10 habitantes- por ingerir alimentos contaminados, de los que 420.000 mueren.

Las infecciones diarreicas, que son las más comúnmente asociadas al consumo de alimentos contaminados, afectan cada año a unos 550 millones de personas y provocan 230.000 muertes.

Mientras que las enfermedades diarreicas afectan cada año a unos 220 millones de niños, de los que 96.000 acaban muriendo.

De acuerdo con Zavala, esta situación es preocupante a nivel mundial, sobre todo porque las pequeñas y medianas empresas pocas veces se preocupan por cumplir con las normas establecidas para garantizar la inocuidad de los productos.

La especialista enfatizó que en México anualmente se echan a perder unas 20 millones de toneladas de alimentos, de los cuales algunos son consumidos por las personas.

Resaltó que las empresas deben ser responsables de los estándares de calidad en cuanto a los productos que ofrecen.

“Desde las prácticas agrícolas, qué tipo de semillas y de agua se utiliza, la comida que se les da a los animales que crían, la compra de materias primas, todo para llevar el producto de manera segura al consumidor”, abundó.

Señaló que, a la par, hace falta educación en las personas para el manejo de los alimentos.

“Estamos acostumbrados a tomar riesgos, tenemos que educar desde casa, en los comedores escolares deberíamos exigir que se dé seguimiento, y sobre todo, tener la cultura de la importancia del lavado de manos”, aseveró.

Dijo que las personas deben estar conscientes de las buenas prácticas al momento del manejo de los alimentos.

“Se debe tener cuidado con las cocciones de los alimentos, la carne en caso de ser molida debe ser bien cocida. La atención en los procesos de lavado y desinfección, una buena práctica de superficies diferentes, para que no haya contaminación cruzada, pero sobre todo, el lavado de manos”, advirtió.

Finalmente, resaltó la importancia de revisar las fechas de caducidad de los productos ya que un alimento caduco también puede tener graves consecuencias en la salud “y los daños económicos también pueden ser muy altos”, concluyó. EFE




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.