Foto: Cortesía

Este miércoles la empresa automovilística Porsche y Meadow Walker, la hija de la estrella de la saga Rápidos y Furiosos Paul Walker, llegaron a un acuerdo para cerrar la demanda interpuesta por la muerte del actor en 2013.

Meadow Walker demandó a Porsche por neglicencia implicada en la muerte de su padre, pues aseguró que Paul Walker habría sobrevivido al accidente automovilístico pero que falleció en el lugar ya que no pudo desabrochar el cinturón de seguridad. Walker viajaba junto a su amigo Roger Rodas cuando se estrellaron el 30 de noviembre del 2013. La esposa de Rodas también acusó a Porsche de ofrecerle al difunto un vehículo con fallas de fabricación.

Jeff Milam, abogado de la hija de Walker, aseguró que la demanda fue resuelta “para la satisfacción de todas las partes”. Sin embargo no se conocen más detalles del acuerdo.

No es la primera vez que Meadow Walker visita los tribunales por el caso de su padre. Anteriormente había ganado más de 10 millones de dólares de parte la familia de Rodas como suerte de indemnización.

CON INFORMACIÓN DE EFE




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.