Servidor informático central de la Universidad de Carabobo quedó fuera de servicio
Universidad de Carabobo / Foto: Cortesía

Ni con el aumento salarial anunciado los profesores de la Universidad de Carabobo (UC) reciben un sueldo que se ajuste a su realidad. Es por esto que el secretario de la institución, Pablo Aure, pidió que los ingresos propios que se perciban sean distribuidos, a manera de incentivo, entre el personal que integra la nómina.

Se refiere a lo correspondiente a postgrados, diplomados, cursos especiales y otras actividades que organicen las diferentes facultades y dependencia, lo que representaría un gran apoyo económico para obreros, empleados y docentes de la UC.

Son ingresos que se destinan actualmente a la atención de las fallas presupuestarias provenientes del Ejecutivo, en que respecta a plata física y diversas reparaciones que se requieren en las instalaciones.

“Pero si articulamos bien esos ingresos, los promovemos y hacemos parte de los mismos al personal de la UC veríamos la universidad con más asistencia porque los profesores, empleados y obreros no pueden venir con esos sueldos. no hay incentivos”.

Aure insistió en que, si se toma en cuenta su propuesta, llegará un momento en el que no se necesitará del presupuesto que se recibe, de manera menguada, del Gobierno. “No tengo la menor duda de eso. La idea es distribuir de manera justa cada dólar, bolívar y petro que ingrese”.

Llamado a los sindicatos de la UC

El también profesor de la Facultad de Ciencias Jurídicas y Políticas dijo que ya se ha reunido con los representantes sindicales del personal de la UC, quienes en los próximos días pedirán un derecho de palabra ante el Consejo Universitario (CU) para sumarse a la solicitud hecha por Aure ante esta instancia hace dos semanas.

UC
Pablo Aure, secretario de la UC (Foto: Dayrí Blanco)

Este planteamiento lo que pretende es que la universidad recupere su lugar y vuelva a ser la institución formadora de cada vez más profesionales en la región central del país, sin déficit de personal.

Son muchas las renuncias que se han recibido en la UC, desde antes de la pandemia, por la migración y la crisis económica. Las carreras con mayor deficiencia en este sentido son las que requieren de laboratorios, como odontología, medicina, enfermería, bioanálisis y las de ingeniería.

“En las demás, como derecho, también hay fallas, pero con clases magistrales lo hemos solventado”.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.