Foto cortesía El Estímulo
COMPARTE

Tres millones de venezolanos comen de la basura, mientras que 8 de cada 10 reducen su dieta porque cada vez es más difícil comprar alimentos en Venezuela debido a la y los altos precios.

Esas denuncias forman parte del informe presentado este jueves en la Asamblea Nacional por el diputado Carlos Paparoni, en busca de soluciones. Apuntó que todo se desprende de una crisis agroalimentaria desatada principalmente por la falta de insumos para reactivar la producción.

Durante su intervención en el Hemiciclo, el parlamentario hizo un recuento y tomó diciembre como fecha de ejemplo para resaltar que el 75% de la población afirmó no haber tenido navidades, bien sea por la falta de hallacas o por el elevado costo de los productos.

“Nunca solucionan nada”, cuestionó Paparoni en referencia al Gobierno. También rechazó que desde el Ejecutivo se pronuncien falsas promesas que juegan con el sufrimiento del pueblo, mientras muchos funcionarios se enriquecen.

Alertó que en los campos venezolanos se han quedado sin insumos para al menos tratar de reactivar la producción nacional. La falta de semillas es latente y sin ellas no hay alimentos que sembrar. Refrescó que mientras que el Gobierno se jacta de nacionalismos, un gran porcentaje de los productos que se consume en Venezuela son importados proviene de México, Cuba o Argentina.

 




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.