COMPARTE

Dayrí Blanco | @DayriBlanco07

En dos días el tío de Maritza Aular logra tener en su bolsillo más de lo que ella recibe como nómina en dos quincenas. Es una cuenta que él sacó hace unos meses y que lo hizo tomar la decisión de renunciar a su trabajo como vigilante por el que ganaba salario mínimo y todos los beneficios de ley. Ahora con la reventa de unos cuantos kilos de comida a sobreprecio alcanza a manejar diario alrededor de 10 mil bolívares.

“Es un fenómeno complejo”, aseguró el abogado especialista en materia laboral, Juan Carlos Pró-Rísquez, porque las empresas en el país solo pueden pagar a sus empleados lo que sus estructuras de costos le permitan. Por eso es que se debe fortalecer la convivencia laboral con una comunicación constante y afectiva con el personal para que entiendan el complicado panorama económico y tratar de retener la mayor cantidad de talento posible.

La mayoría de las compañías están trabajando a pérdida y no todas pueden seguir soportando esa situación. “En Venezuela una caja de pastillas para el dolor de cabeza cuesta 5,5 bolívares cuando en el resto de los países cercanos como Colombia está en 15 dólares”.

 (Abogado especialista en materia laboral, Juan Carlos Pró-Rísquez. Foto: Saúl Zerpa)

Es una época de crisis aguda en la que el trabajador se lleva la peor parte. “Si el Gobierno no vende las divisas necesarias para la compra de materia prima y el empresario decide invertir sus recursos propios no se les permite recuperar ese dinero por un control de precios tan estricto que solo está conllevando al cierre de las plantas y a mayor desempleo”.

De manera creciente se está moviendo la informalidad en el país como una respuesta a esta situación. Los números oficiales no se conocen porque para el Instituto Nacional de Estadísticas (INE) una persona que está ocupada ocho horas al día tiene un empleo, y no necesariamente es así.

La realidad es clara. “Hay muchas empresas paradas porque no tienen insumos y todo apunta a que se trata de un problema del modelo implementado por el Ejecutivo”. Eso debe cambiarse, “ningún negocio puede funcionar bajo un esquema como el que tenemos actualmente”, aseguró Pró-Rísquez durante el foro organizado por la Cámara  Venezolano – Americana de Comercio e Industria (Venamcham) “Tendencias laborales el futuro”.

MINIANUNCIOS VIP




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.