Rafael Veloz. (Foto notifalcon.com)
COMPARTE

No todos los caminos están cerrados. Pese a las trabas impuestas por el Gobierno, el Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) y el Consejo Nacional Electoral (CNE) aún hay una manera de conseguir un cambio de Gobierno: La Asamblea Nacional Constituyente. Desde Voluntad Popular (VP) es una opción que está en evaluación y que será consultada en todos los sectores de la sociedad para presentarla como propuesta ante la Asamblea Nacional (AN) el próximo 6 de diciembre.

Rafael Veloz, diputado de la AN por el circuito 5 de Caracas, explicó que es un mecanismo que permitiría “no solo salir del problema que tenemos en Miraflores, sino que se relegitimarían los poderes públicos”.

En 1998 esa figura se aplicó y el proceso tardó un año y un mes. Un período menor al planteamiento del Ejecutivo, que espera culminar su mandato hasta diciembre de 2018.

El parlamentario recordó que desde la AN se plateó la enmienda de la Constitución para recortar el mandato presidencial y el TSJ no lo admitió. También se intentó la reforma de la Carta Magna y no procedió. Después se insistió con el revocatorio que fue “asesinado”. Ahora se ha hablado de unas elecciones generales pero es una figura que no existe en la Constitución. “Por eso, el único mecanismo posible que tenemos en nuestras manos es la constituyente”.

Pero Veloz, como militante de VP, insiste que nada podrá funcionar por sí solo. Se debe activar acciones de calle contundente que acompañen la lucha que los líderes políticos están ejerciendo.

MINIANUNCIOS VIP




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.