Si no hay un marco regulatorio, el negocio de la criptoeconomía no tiene futuro. El estado mira de lejos este proceso porque estima que su capacidad regulatoria a través de la recaudación tributaria estaría excluida del mismo.  Es por ello que el proceso regulatorio es la clave del éxito de la criptoeconomía.

Éste fue el planteamiento central de los profesores José Ángel Ferreira, Santiago Guevara García y Anahir Rodríguez, autores de la investigación documental “Criptoeconomía: Marco de Desarrollo de una Regulación Inteligente, Proactiva, Colaborativa y de Incentivos Múltiples”, presentada en durante II Congreso Internacional de Investigación e Innovación Faces 2018 realizado en la Universidad de Carabobo.

La necesidad de regulación del negocio de la criptoeconomía fue el centro del planteamiento que realizaron los autores sobre la Criptoeconomía, entendida como un mundo innovador en el cual puede haber grandes oportunidades tanto para el país como para la economía mundial en general. “La regulación debe ser global, porque los mercados de las criptomonedas no tienen fronteras”.

José Ángel Ferreira, vicerrector administrativo de la UC y coordinador de la materia interescuelas de Faces “Criptoactivos y Criptomonedas”, explicó la necesidad de tratar de definir un conjunto normativo y ético sistemáticamente relacionado. “No puede tratarse de normas aisladas que regulen los procesos tributarios, legales y contables. Ello requiere un gran trabajo de parte del país sobre lo cual no hay precedentes en el mundo”.

Es por ello que Ferreira, Guevara y García proponen la creación de un grupo de investigadores de todas las universidades, quienes plantearían al país un grupo de propuestas de un marco normativo nacional en un corto plazo, tanto de leyes como de procesos económicos integrados, no aislados, que puedan establecer el proceso de la interrelación necesaria”.

Resaltó Ferreira que es fundamental la existencia de “un marco regulatorio que permita que el Estado venezolano regule con libertad y que esa regulación no inhiba la iniciativa privada, que permita a los venezolanos prosperar y al Estado tener su contraprestación, reconociendo al Estado su derecho regulatorio tributario”.

Para finalizar, resaltó que “es el momento de pensar en principios, valores y marco regulatorio, el proceso de deontología. Por la dinámica actual, Venezuela está en una posición estratégica y está obligada a tratar el tema, lo que puede ser una ventana de oportunidades para un país que la necesita.”

 

Con nota de prensa del Vicerrectorado Administrativo UC




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.