COMPARTE


El evento contó con la presencia del Cardenal Urosa. (Foto Cortesía)

El Cardenal Jorge Urosa Savino, manifestó que “un aspecto muy importante de la personalidad del Doctor José Gregorio Hernández fue, sin duda, su viva fe católica y su intensa práctica religiosa. Él es un ejemplo de la coherencia, compatibilidad y armonía de la fe cristiana con la ciencia. Y no podría ser de otra manera, pues el tesoro de la fe y la ciencia llevan ambas el conocimiento de verdad, reflejo del mismo Dios, la suma y esplendorosa verdad”.

Las palabras del Purpurado Metropolitano se produjeron durante una sesión solemne que en esta fecha se realizó en el auditorio del Palacio de las Academias de Caracas, en el que la Academia Nacional de Medina conjuntamente con la comisión nacional por los 150 años del natalicio del Doctor José Gregorio Hernández, honraron la memoria del Venerable “Médico de los pobres y cristiano ejemplar”.

El evento contó no sólo con la presencia del Cardenal Urosa, postulador de la causa de beatificación del Doctor Hernández, sino también del vice postulador, Monseñor Fernando Castro Aguayo, además del Doctor Miguel Yáber y otros miembros de la comisión nacional que impulsan la beatificación del médico nacido en Isnotú el 26 de octubre de 1864, y que falleció en Caracas, el 29 de junio de 1913.

También participaron integrantes de la Academia Nacional de Medicina como el presidente entrante, Doctor Harry Acquatella Monserrate, electo para el bienio 2014-2016; y el presidente saliente Doctor Rafael Muci-Mendoza que tuvo las palabras de bienvenida. Además de miembros de la junta directiva: Leopoldo Briceño-Iragorry; Guillermo Colmenares Arreaza; Miguel González Guerra y José Miguel Avilán Rovira.

El Cardenal expresó que la sesión solemne fue una loable iniciativa de esta academia. “Aporta de esta manera una brillante contribución a los actos del Sesquicentenario que diversas instituciones han organizado para honrar la figura y difundir la memoria y obra de este gran médico, investigador, profesor universitario, ciudadano ejemplar y sobresaliente hijo de la Iglesia que fue el Doctor Hernández, entre otras cosas, miembros fundador de la academia”, dijo en un recinto atento a sus palabras.

El Arzobispo de Caracas reconoció que este cuerpo académico se ha distinguido siempre por la “altísima” calidad de sus miembros y directivos. “Adornados con grandes conocimientos médicos, alta sensibilidad moral y excelente trayectoria cívica, ha impulsado y orientado las actividades médica en Venezuela”, expresó.

De igual manera sostuvo que gracias a la Academia, la medicina en el país “ha alcanzado altísimos niveles de calidad… y al mismo tiempo ha mantenido siempre una profunda consideración ética, la ley moral, que debe siempre dirigir las acciones de todos los seres humanos. Recordando al Doctor José Gregorio Hernández, expresó: “La ley moral es la regla que debe dirigir los actos del ser inteligente y libre”.

Luego de las palabras del Arzobispo de Caracas, la sesión permitió conocer cuatro ponencias que resaltaron las virtudes familiares, científicas, sociales, religiosas, entre otros aspectos, del Venerable médico trujillano.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.