COMPARTE

*** DONDE MANDA CAPITÁN. El presidente Maduro, que la semana anterior viajó de urgencia a Cuba, trajo recomendaciones expresas de Raúl Castro de suspender la Constituyente del próximo domingo, pero hasta ahora no ha encontrado forma de deshacerse de ese “pescado muerto”, primero, porque le faltan cojones para hacerlo, y, además, porque el círculo de allegados que lo mantiene secuestrado en Miraflores, no permite que adopte la medida, y prefieren, por el contrario, restearse hasta el final, aún a conciencia de que el régimen cubano está negociando con Trump la suerte y destino de la dictadura venezolana. El Jefe de Estado venezolano quiere y desea salirse del paquete, pero el vicepresidente Tareck El Aissami, Diosdado Cabello, Néstor Reverol, Gustavo González López y otros de la misma camarilla saben el riesgo que supone para ellos la decisión, y lo presionan a “morir con las botas puestas” o a caer como cayó Noriega en Panamá, por los mismos delitos. Silencio cómplice.

*** ALARMAS INCANDECENTES. Hace pocos días, habría aterrizado de sorpresa un helicóptero súper liviano, sin siglas visibles, en predios de una finca muy conocida por las medidas de seguridad que la bordean en jurisdicción del estado Aragua, y cuya propiedad se le atribuye al vicepresidente Tareck El Aissami. La nave estuvo en el lugar justo media hora después que se cree había salido del lugar el alto funcionario del gobierno de Maduro, y aunque nada se ha dicho de la misión cumplida, sobran los comentarios del propósito de la tripulación y sus acompañantes, que tampoco se dejaron ver las caras, y toma fuerza la versión de que se trató de un vuelo de aproximación y reconocimiento, para tareas superiores de un futuro inmediato, en la lucha contra el narcotráfico. De que vuelan, vuelan.

*** OÍ, VÍ Y CALLÉ. Nos encontramos a un paso de una hambruna tan triste y arrolladora como la que viven muchos pueblos africanos. Después de esta semana el gobierno no tendrá más recursos disponibles para traer la comida de los CLAP, y se habrá cerrado el crédito de Brasil que los sostuvo, a duras penas, hasta estos días, como parte de la negociación que hizo Diosdado Cabello con la firma JBS de Sao Paulo, cuando todavía podía salir al exterior sin los sobresaltos de ahora. La citada empresa ya había suspendido sus envíos, por falta de pago de unos 379 millones de dólares, y solo los reinició al recibir, como parte del compromiso, unos lingotes de oro de la reserva que tiene el BCV, puestos con opción de venta por el ministro Jorge Arreaza, para que la crisis no estallara antes del próximo domingo 30, cuando a troche y moche se quiere imponer la ANC. Pobre del pobre.

*** PICHAQUE INMUNDO. Maduro andaría como plancha de chino contra su par de Colombia, Juan Manuel Santos, después que éste, desde La Habana, precisamente, lo emplazó a desconvocar la ANC y exponerlo junto a su proyecto al ridículo internacional, aunque luego se convenció de que el mandatario neogranadino estuvo en complicidad con Raúl Castro, para decir todo lo que dijo. Igual Nicolás Maduro le carga la mano a su propio ministro de la Defensa, Padrino López, quien también tendría metida su nariz en el asunto, pues existen sospechas bien alimentadas, de que estaría alentando las presiones por un cambio de gobierno en Venezuela lo antes posible, con la eventual posibilidad de ser él el escogido para una transición negociada desde Cuba. Los pelos en la mano.

*** RETUMBA LA DIANA. Desde hoy y en todos los días por venir de inmediato, hay que dormir con un ojo cerrado y el otro abierto. En el ambiente cobra fuerza un movimiento que supondría el levantamiento de unos 90 oficiales de alto rango de tres componentes específicos, que esta misma madrugada o en las próximas 72 horas pudieran hacer un pronunciamiento formal en contra del presidente Maduro y su propuesta del venidero domingo, y provocar una sacudida castrense, que al Alto Mando Militar no le quedaría más alternativa que hacer suyo como la voz y el sentimiento de los cuarteles. Medio guariney.

*** PLEBISCITO O REBELIÓN. En las carreras de estas últimas horas cargadas de angustias, rumores y expectativas, el señor ministro de la Defensa, Vladimir Padrino López, con mucha diligencia gestionó una reunión con Henry Ramos Allup y Julio A. Borges para meterle el ojo a la situación nacional y sus consecuencias, pero no consiguió materializar el encuentro, por desmeritar la importancia de la MUD, y porque los dos dirigentes políticos exigieron la inclusión de representantes de Voluntad Popular y de Vente Venezuela, concretamente de Freddy Guevara y María Corina Machado, para evaluar el escenario. Piaste tarde pajarito.

*** SIN VUELTA ATRÁS. El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, ya tendría decido el paso siguiente para apretar las sanciones contra Venezuela, y efectivamente estaría instrumentando la suspensión de compra de más crudo venezolano, lo que extremaría la crisis económica nacional. Frente a esa que parece ser ya una medida en agenda, es que Raúl Castro habría asumido por su lado apurar los pasos para entregar a Nicolás Maduro, pero condicionado a que no se le haga daño alguno. El problema mayor, empero, es su esposa Cilia, y su aparente vinculación con los negocios de los sobrinos, que todavía el gobierno gringo no termina de digerir. Otra de las sanciones sería declarar a Venezuela como Estado fallido, y esto sí que se llevaría en los cachos a todos los supuestos comprometidos con el narcotráfico, sujetos a captura en cualquier lugar y momento, cundiendo el pánico generalizado en las altas esferas gubernamentales. Sálvese quien pueda.

*** VUELO RAZANTE. Desde la Orchila partió en vuelo sin escala un avión atapuzado de cubanos que se encontraban en Venezuela, dizque en misión de salud, pero que no eran médicos sino vulgares espías dedicados a controlar el accionar y pensamiento de militares ubicados en puestos de mando en los cuarteles venezolanos, y hasta dirigiendo operaciones de ataque a la disidencia. En el primer vuelo se fueron 97 de estos sujetos, y se estima que hasta ayer han salido casi 8 mil infiltrados, chupadores de dólares y que aún quedan unos 12 mil regados y ejerciendo funciones públicas en todo el país, algunos escondidos o protegidos en Guárico por el gobernador Ramón Rodríguez Chacín. A correr piojos, que llegó el peine.

*** CUOTA BIEN GANADA. Entre los 33 magistrados que legítimamente la AN acaba de nombrar y juramentar para conformar el TSJ, tres pertenecen al foro abogadil de Carabobo y todos con sobrada trayectoria y sin máculas, tal es el caso de Tony Marval, para la Sala Política-Administrativa, Miguel Ángel Martín, para la Sala Constitucional, y Gustado Sosa Izaguirre, suplente en la misma Sala Constitucional. En el reconocimiento de estos nuevos miembros del TSJ, resultó incansable la gestión del diputado Ángel Álvarez. Méritos en vez de prontuarios.

*** SIN PERDÓN DE DIOS. Insólita y descarada la actitud asumida por la concejala de Valencia, Judith Sukerman, al dejarse ver el bulto en su propósito descabellado de atacar al alcalde Miguel Cocchiola, y todo para darle rienda suelta a su aspiración de competir por la Alcaldía, sin detenerse en los daños y perjuicios que le ocasiona a los esfuerzos de unidad, que en estos momentos y circunstancias tienen que estar por encima de aspiraciones extemporáneas. La comunidad de San Blas fue testigo de que la tienda Imeca, ubicada a un lado de la Autopista del Este, no abrió sus puertas el día del paro, por lo que desconfigurar o deformar ese hecho, dejó muy mal parada a la edil valenciana, ahora con menos de 0.2% de aceptación entre los valencianos. La avaricia rompe el saco.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.