Francisco M. Pérez || efeemeperez@yahoo.com

*** EL BROCHE DE ORO. El presidente Maduro estaría, definitivamente, arreglando maletas. Lo último que le podría pasar a Venezuela, la pobre Venezuela de las dos últimas décadas, es caer en situación de default, que no es otra cosa que declararse en incapacidad para responder por las deudas externas. A esos extremos hemos llegado, y nada ni nadie podrá negar que no haya sido culpa de la incapacidad y torpeza del actual gobierno, el más nefasto que registra la historia contemporánea venezolana y, cuidado, ya estableciendo marca en el continente americano, superando con creces las históricas crisis económicas sufridas por Argentina, Brasil, Cuba, Nicaragua, que es bastante decir. Abecé del fracaso.

*** ASTROS ALINEADOS. Desde hace tiempo, gente importante de adentro, alimenta sospechas de que Maduro al no poder con la crisis que heredó y que ha llevado a los extremos, por su ambición e indolencia, tiene meses acomodando la cama, para irse y dejarle el “muerto” a otro, en lo cual lo más fácil y práctico sería estimular una rebelión militar, que le permita abandonar e irse por la puerta del frente. Esa hipótesis, bien sustentada, la acaba de ratificar el exministro Jorge Gioardani, quien sostiene, con amplio conocimiento de causa, que el régimen madurista, con los actuales aprietos, se ha quedado sin crédito y sin capacidad y sin ninguna credibilidad en el mundo para renegociar la deuda, lo que nos lleva, indefectiblemente, hacia la catástrofe económica, que es el status negativo ideal para decir que “hasta aquí nos trajo el río”. No hay más allá.

*** CUENTAS CLARAS. Que ni son, ni se parecen a las de Enzo Scarano. Se tratan, visiblemente, de las que arrastra la nación desde el momento que comenzó el desbarajuste. Cuando irrumpió la mal llamada revolución, Chávez recibió el país, en 1.999, con una deuda externa de $21 mil millones, y en estos momentos, según cifras del mismo gobierno, anda en algo más de 184 mil 700 millones de dólares, habiendo transcurrido en el lapso, la época de mayor bonanza de Venezuela, con precios del petróleo sobre los 120 dólares el barril, pero también cuando ocurrió el despilfarro más monstruoso entre los años 2007-2012, con más de $1.5 billones de gastos improductivos y sin soportes, y todo, evidentemente, para materializar la reelección de un presidente ya entonces moribundo. Gas pimienta.

*** ARMA DE CONTROL. En Miraflores hay carreras de un lado a otro. Órdenes van y órdenes vienen. Movimientos suben y bajan. Lo más reciente es una solicitud atribuida al general Edgar José Rojas Borges, a la sazón Fiscal General Militar, pidiéndole al ministro de la Defensa, Padrino López, que proceda sin dilación a decretar en estado de emergencia a las FANB, por su grave situación de deterioro interno, dado el inusitado incremento de delitos dentro y fuera de los cuarteles, abusos de autoridad, abandono de servicios, falta de comida y hasta robos, y ahora con constantes deserciones de efectivos, que inmediatamente huyen hacia Colombia, generando un degrado generalizado en la institución castrense, por la alta criminalidad, similar al que registra la GNB. Punta y cola.

*** MISIÓN CUMPLIDA. En los acomodos y reacomodos de último momento, se conoció que el doctor Isaías Rodríguez, traído de Italia como el Mesías para remendar la tronera institucional que dejó la Fiscal, Luisa Ortega Díaz, en su encono con lo que ve y siente que ocurre en Venezuela, resolvió renunciar a su condición de Embajador en Roma, más decepcionado todavía con la alianza sobrevenida entre el presidente Maduro y Pedro Carreño, a quien mastica, pero no traga. Capítulo cerrado.

*** CURADOS EN SALUD. Dos magistrados de la Sala Plena del TSJ, Marisela Godoy y Danilo Mogica, la primera nombrada como tal por recomendación de Henry Ramos Allup, y el otro con el aval de Henri Falcón, no asistieron ex profesos a la reunión en la que el alto tribunal, siguiendo lineamientos concretos y específicos del gobierno, acordó, saltándose sobre la Constitución, allanarle la inmunidad al vicepresidente de la Asamblea Nacional, diputado Freddy Guevara, a quien no le quedó otra alternativa, frente a tal arbitrariedad,  que refugiarse en la Embajada de Chile, y dejar al régimen de Maduro con  los crespos hechos, pues hasta ya le tenían la celda reservada en el Helicoide, la misma que ocupaba Yon Goicoechea, joven dirigente político liberado el sábado por la madrugada. Puerta giratoria.

*** PUESTA DE BOMBITA. Miguel Cocchiola, a estas alturas del juego político, es el único alcalde de oposición en Carabobo que luce tener la reelección en el bolsillo, pese a no haber sido postulado por ninguna de los 4 partidos banderas de la MUD, ya que se están presentado circunstancias favorables alrededor de su candidatura. La primera es que se trata de un luchador social espontáneo, con casi 20 años de trayectoria seguida, tras haber puesto a un lado su accionar de exitoso empresario comercial e industrial, para irse por su cuenta y riesgo a patear los barrios de la ciudad y ofrecer su nombre para dirigir los destinos del municipio capital. La segunda ventaja es que el PSUV, esta vez, le puso a un contrincante bastante vulnerable, representado por un ilustre joven desconocido, que mucha gente estima que ni siquiera sabe dónde está el norte y cual es el sur de la ciudad, y menos cuantos barrios tiene Valencia. Alejandro Marvez es un joven nacido y criado en Montalbán, de origen humilde, leal mano derecha del gobernador Lacava, con una gestión importante en la dirección de Deportes de Puerto Cabello, pero solo eso. Carta de corazón.

*** GEOMETRÍA ABSTRACTA. Carlitos Lozano quiere y se plantea ir hasta el final con su aspiración de ser el próximo burgomaestre de Valencia, aduciendo a su favor que lleva casi tres décadas de batallar en la zona sur, unas veces solo y otras no, pero sin descansar. Ahora se siente agredido, pero no amilanado, ya que tiene el respaldo moral y financiero de su familia que es suficiente y le asegura el futuro de su vida, sin mayores contratiempos. Fue electo diputado con el apoyo de la MUD y los votos que acumuló esa alianza en Miguel Peña, Santa Rosa y La Isabelica, pero eso es historia del pasado, como también es historia lo que hizo Dayana Villavicencio, postulada en su momento por Proyecto Venezuela y quien en un escenario parecido fue determinante en la victoria de Edgardo Parra, candidato del PSUV y en la primera y única derrota de Cocchiola. Ojos que no ven.

*** DIOS NOS LIBRE. Las mayores críticas que se le hacen a la gestión Cocchiola vienen montadas en los camiones de basura, en respuesta a su viejo slogan: Valencia, 100% limpia, el cual nació y se sostuvo cuando la ciudad tenía una pujante zona industrial que le arrimaba al municipio un promedio mayor a 200 millones de dólares anuales en impuestos, y el gobierno central no escatimaba recursos para apoyar el desarrollo urbano y social de la capital carabobeña. Ahora el parque manufacturero a duras penas solamente contribuye con menos de $3 millones al año, y lo más triste y aberrante, es que desde hace dos semanas el Concejo Municipal, con mayoría absoluta de concejales del chavismo (9-4) tiene en corri-corri un crédito cercano a 500 millones de bolívares, que día a día baipasean en cámara, esperando en una alcabala, el tradicional “baje de la mula”, mientras la ciudad se recarga de desperdicios y la Alcaldía carece de dinero para atender la crisis de la basura. La vista gorda.

*** MANO AMIGA. El nuevo gobernador de Carabobo, Rafael Lacava, que hizo suyo el compromiso de enfrentar la situación de la basura, ya conversó con el alcalde Cocchiola y giró instrucciones a los concejales del GPP para aprobar todos los créditos pendientes, incluyendo otros para atender deudas pendientes con los trabajadores y jubilados del Ayuntamiento, pero hasta ahora sus camaradas no le han parado y juegan la pelota con sus lineamientos. Mañana irán a la sesión de la Cámara Municipal de Valencia, el secretario general de Gobierno, Jesús Santander y el candidato del PSUV, Alejandro Marvez para hacerle seguimiento al problema y a tratar de meter en cintura a los concejales del oficialismo, con excepción de Fernando Núñez y Amarilis Morales, que si tienen la firme disposición de apoyar las instrucciones del gobernador Lacava. Círculo vicioso.

*** ENTRE 4 PAREDES. Fue el actual alcalde de Bejuma, Ramón Alberto Rodríguez Núñez “Papito” el primero que a nivel nacional renunció a la posibilidad de reelección, convencido como está, de que no existen condiciones para asistir a un nuevo proceso electoral, mientras no se revisen las normas legales y se cambien a las autoridades del CNE. Sabía Papito Rodríguez, el hijo de la comadre Olga, que si iba a los comicios de diciembre y ganaba, como efectivamente ganó en su municipio las parlamentarias y repitió en las regionales, al ser reelecto y negarse a juramentarse en la ilegítima ANC, igual lo iban a destituir y hasta hacer preso. O que, si iba con el mismo mamotreto de CNE y sus condiciones, también podía perder. Para que arriesgar, con un mundo por delante. Ojo e’garza.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.