(EFE).-

Tratamientos ilegales con células madre se estarían realizando en Costa Rica, denunció el Colegio de Médicos de ese país, los cuales no tienen bases científicas y pueden suponer riesgos como infecciones, enfermedades hereditarias y tumores.

El gremio de Médicos recomendó a la ciudadanía estudiar la información que se le brinde y asesorarse antes de tomar la decisión de someterse a estas terapias no autorizadas. Se requiere crear conciencia para evitar exponerse a procedimientos e intervenciones sin evidencia científica, realizadas por individuos sin escrupulosos, dijo en un comunicado el presidente del gremio, Andrés Castillo.
Según el médico, estos tratamientos son promocionados por supuestos especialistas que dicen tener diplomas extranjeros emitidos por organismos desconocidos en Costa Rica y no autorizados ni reconocidos por el Colegio de Médicos, ante lo que hizo un llamado a la población a interponer las denuncias respectivas.
La entidad señala que estos supuestos especialistas ofrecen o recomiendan terapias celulares y medicina regenerativa celular, así como “tratamientos casi milagrosos” contra diversas enfermedades.
El Colegio de Médicos explicó que no tiene inscrita ni reconoce ninguna especialidad de Terapia Celular, Terapia de Células Madre o de Medicina Regenerativa, y que tampoco hay médicos especialistas autorizados en estas materias.
La única aplicación terapéutica de células madre aceptada en Costa Rica es el trasplante de médula ósea (células madre hematopoyéticas), utilizadas en el tratamiento de ciertas enfermedades de la sangre, ya que cuentan con evidencia científica clínica reconocida por la ciencia médica y por los organismos internacionales, añadió el Colegio.
Cualquier otra aplicación de células madre es considerada como experimental, no comercial, y para aplicarse debe estar regulada por un Comité Ético Científico y avalada por el Consejo Nacional de Investigación en Salud (CONIS), según la Ley de Investigación Biomédica del país.
Aquellas que no son reconocidas para terapia por estar en fase experimental pueden acarrear una serie de riesgos como transmisión de infecciones o enfermedades hereditarias, maduración de las células en un grupo diferente al deseado, mezclas de diferentes tejidos, generación de tumores y funciones celulares no deseadas, explicó Castillo.
La estatal Caja Costarricense del Seguro Social, que administra los centros de salud públicos, cuenta con un Banco de Sangre de Cordón Umbilical en el que recibe donaciones de mujeres que han dado a luz, con el fin de utilizar el material en trasplantes de médula ósea.EFE




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.