COMPARTE

 

En este espacio de opinión no todo es noticia, análisis, comentario o sorpresas. Para hoy domingo, incursionamos en sentimientos profundos. Probemos algo diferente. Oigamos a un poeta gigante, que vivió en la América turbulenta y recia del siglo XIX. Se trata de Walt Whitman (1819-1892), poeta, nacido en Huntington, Estados Unidos. Cita Jan Martínez Ahrens en el diario El País, de España (Febrero 22, 2017), que “Walt Whitman fue toda una multitud”. Un pasionario de los valores humanos y sociales -agregamos- acá. Asumió la vida como ciudadano, campesino, periodista, tipógrafo, carpintero, herrero, enfermero, maestro, amante, naturista y universalista. Defensor abierto de la democracia, la libertad, la sexualidad y la espiritualidad. !Pero sobre todo, fue un poeta! Se le considera como, quizás, el mas influyente gestor de la poesía moderna americana. En 1855 entró a la eternidad, al dar a conocer sus “Hojas de Hierba”, una obra cumbre de la poesía universal. Desde entonces su mística y su lírica, grandiosas, irrumpieron como un vendaval de fricciones y pasiones humanas inagotables… Murió el 26 de Marzo de 1892. 

Los escritos poéticos breves que ofrecemos en este artículo se tomaron del poemario de Whitman; aparecen entre comillas y en letras cursivas. Son cuatro bloques comentados, y un quinto, de pensamientos. Léalos en la calma y pasión, apropiados para un feliz día…

Bloque 1.

En la naturaleza todo se mide en magnitudes impresionantes, en millones de colores, y con tan perfectos sonidos como el que se escucha al caer el rocío matutino; pero en la naturaleza también hay lugar para cosas ínfimas y sentimientos infinitos. Lo dijo Walt Whitman, el poeta de la nueva América, para quien, en la construcción de un Nuevo Mundo, todo es sagrado, y todo es importante: “Una brizna de hierba –comentó– no es inferior a la jornada sideral de las estrellas”. Además, continuó, “yo sé que el pasado fue grande y que el futuro también lo será, y que ambos se unen en el presente; y que donde yo estoy y estamos hoy, está el centro de todos los días, está el centro de todas las razas”… ¡Inmenso!

Bloque 2.

Naturaleza y vida necesitan complemento entre sus unidades, para continuar el infinito viaje hacia el futuro. Necesitan armonizar sus esencias para perfeccionar sus bellezas. Sobre esta excelencia, Walt Whitman, en profundo, dijo: “No torturo mi espíritu ni para defenderlo ni para que me comprendan, yo sé que las leyes elementales, jamás piden perdón. Existo tal cual yo soy. Si nadie en el mundo me ve, me siento contento; si todos me ven, también lo estoy. Yo soy el poeta de la mujer, tanto como el poeta del hombre. Y digo en la naturaleza, que es tan grande ser mujer como ser hombre, pero nada hay tan grande como ser la madre de los hombres.”… ¡Espectacular!

Bloque 3.

Para los optimistas, para los auténticos, el ser humano es el centro, principio y fin, de todo lo que existe. Esta posición de honor es grande en responsabilidad. Debe asumirse con enorme entereza y humildad. Con una frase de Walt Whitman, agregamos: “Cada uno de nosotros es inevitable, ilimitado, y posee sus derechos divinos sobre la tierra, que nos complementa”. […] Entre toda la gente -escribe Whitman- me considero, a mí mismo, no más y no menos que un grano de cebada, y sea bueno o malo lo que yo diga de mí, lo será también lo que diga de la gente”.[…] Aspiro el aire, pero aun dejo bastante para los demás.”… ¡Genial!

Bloque 4.

Es tragedia vivir para superar a los demás, en apretada competencia sin sabor y sin sentido; nuestros esfuerzos deben dirigirse a controlar el egoísmo, superándonos a nosotros mismos; sin molestar a nuestros semejantes, ni atender lo que digan; porque una vida digna, de retos, con entera armonía hacia los demás, conducida por una voluntad férrea, es una larga lección de auténtica humildad. En este sentido, en sus poemas “Canto a mí Mismo”, nos impresiona el poder expresivo de Walt Whitman, cuando expone: “Límpida y tierna es mi alma. Límpido y tierno es mi cuerpo: todo lo que no es mi alma, también. […] Lo visible es una prueba de lo invisible, hasta que lo visible se haga invisible y sea probado, a su vez”… ¡Profundo!

Frases Breves (pensamientos).

Amor: “Me he dado cuenta que estar con quienes uno quiere, es suficiente”.

Poder: “A mi juicio, el mejor gobierno es el que deja a la gente, más tiempo, en paz”.

Destino: “Si llego a mi destino ahora mismo, lo aceptaré con alegría, y si no llego hasta que transcurran diez millones de años, esperaré alegremente, también”.

Tolerar: “Cuando conozco a alguien, no me importa si es blanco, negro, judío o musulmán. Me basta con saber que es un ser humano”.

 ¡Gracias, poeta, por hacer vibrar nuestras conciencias…!

COMPARTE
Hernani Zambrano Gimenez
Egresado de Universidad Central de Venezuela. Estudios de PostGrado en la Universidad de Stanford (USA). Profesor y Ex Director de Escuela de Educación (Universidad Carabobo, Valencia, Venezuela. Ex Director Escuela de Psicología (Universidad Arturo Michelena, Valencia, Venezuela). Asesor de Empresas y Productor Radial en Universitaria 104,5 FM (Universidad Carabobo, Venezuela).
Artículo anteriorHoy y Después en Valencia
Artículo siguienteMundo complejo, recetas simples



Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.