(Foto cortesía)
COMPARTE

La Sociedad Interamericana de Prensa (SIP) expresó este viernes su preocupación por un presunto plan de intimidación en contra del diario Extra de Costa Rica, en represalia por sus denuncias sobre actos de corrupción en la administración pública y en especial el sonado caso “El cementazo”.

El medio ha publicado varias notas de este caso, que ha destapado una aparente red de tráfico de influencias para flexibilizar los requisitos de importación del cemento y otorgar millonarios créditos bancarios al empresario Juan Carlos Bolaños, quien es contratista del Estado e importador de cemento chino.

Esta semana, Extra denunció la existencia de un amplio plan de desestabilización en su contra consistente en desprestigiar al periódico ante el Tribunal de Ética del Colegio de Periodistas, impulsar demandas judiciales y suspender la pauta publicitaria oficial, según señala la SIP, con sede en Miami.

El organismo resalta en su nota que la denuncia fue confirmada por la Fiscalía General de Costa Rica al examinar documentos en los que se revelan detalles de esos planes.

El presidente de la Comisión de Libertad de Prensa e Información de la SIP, Roberto Rock, manifestó que es necesario que las autoridades investiguen estos planes, deslinden responsabilidades y arrojen transparencia a favor del derecho del público a saber.

Rock recordó que cualquier acto de represalia contra un medio configura un atentado a la libertad de prensa.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.