COMPARTE

Heberlizeth González C. / @heberlizeth

Juan organizaba la basura que llega de todas las áreas de la Ciudad Hospitalaria Dr. Enrique Tejera (CHET) cuando se encontró con una mano y una pierna. Aunque lo sorprendió debió continuar su trabajo. Los restos provenían de un paciente que había salido de quirófano.

Entre la Unidad Oftalmológica y el antiguo crematorio hay unas siete toneladas de basura. Una rampa de unos 50 metros está repleta de desechos tóxicos, se une con una “piscina” de basura donde llegan placentas, inyectadoras, yelcos, envases de soluciones, yesos, batas, guantes, mientras rondaban moscas, los gatos y perros hurgan en busca de comida.

Hace 7 años que el crematorio de desechos está dañado. Desde entonces está cerrado, y deben contratar una empresa privada para eliminar la basura, contó Juan (nombre ficticio). Al parecer, desde hace 15 días no le han pagado y pararon el traslado de los desechos, hacia San Joaquín donde son incinerados.

Juan, dejó de trabajar organizando la basura porque el nivel de contaminación es alto y la Gobernación de Carabobo no toma acciones para erradicar el problema, aunque –aparentemente- la directiva ya dio a conocer la noticia internamente.


MINIANUNCIOS VIP




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.