COMPARTE

EFE

 Un comité de la
Organización Mundial de la Salud (OMS) emprendió este lunes la revisión de las
regulaciones sanitarias internacionales para corregir los errores observados en
la respuesta al ébola y preparar al mundo para epidemias que ocurrirán
inevitablemente.

“Preparación para el futuro significa estar listos para
(afrontar) una enfermedad muy grave que se contagie por el aire o que pueda ser
transmitida durante el periodo de incubación, antes de que la persona infectada
muestre síntomas”, dijo la directora general de la OMS, Margaret Chan, a
los médicos y científicos que forman parte del comité.

El ébola, que causó una gran epidemia que prosigue en África
occidental, sólo se transmite por contacto directo con los fluidos corporales
de una persona que ya muestra señales de la enfermedad.

“Nuestro desafío es buscar mejoras que dejen al mundo
mejor preparado para el siguiente e inevitable brote (epidémico)”, agregó
al inaugurar las discusiones del comité que continuarán toda esta semana.

El surgimiento de epidemias, tanto de enfermedades conocidas
como nuevas, se ha convertido en una amenaza mayor en tiempos recientes debido
a las nuevas condiciones de vida, que han multiplicado y acelerado el ritmo de
viajes internacionales, de comercio entre países y ha acentuado la
interdependencia entre éstos.

A diario, 8,6 millones de personas y mercancías por un valor
de 17.500 millones de dólares son transportadas en 100.000 vuelos.

La convicción de que las regulaciones actuales son
insuficientes ante las nuevas epidemias viene de los reconocidos errores en los
que incurrió la OMS, así como los países, cuando se desató la actual epidemia
de ébola, que fue distinta a las 22 anteriores, que pudieron ser contenidas
entre cuatro y seis meses.

Casi un año y medio después de la declaración de epidemia en
Guinea, que se extendió muy rápidamente a Sierra Leona y Liberia, el virus del
Ébola continúa circulando en los dos primeros países.

En total, 28.000 personas han resultado infectadas durante
este brote, de las que cerca de 11.300 han muerto.

En estas circunstancias, Chan pidió a los expertos
“estrategias correctivas” para no incurrir en los mismos errores y
recordó que, aunque muy grave, la epidemia del ébola no llegó al “peor
escenario” que podía temerse.

 

Las regulaciones sanitarias internacionales son las únicas
normas acordadas por los países para responder de forma oportuna y efectiva a
brotes infecciosos y otras emergencias sanitarias.

Sin embargo, ocho años después de su entrada en vigor sólo
una tercera parte de países miembros de la OMS (194) cuenta con las capacidades
para implementar esas regulaciones.

El comité a cargo de su revisión tendrá así la tarea de ver
cómo podría dotarse a los países más pobres de las capacidades e
infraestructuras mínimas para detectar brotes epidémicos antes de que se
propaguen entre la gente.

La epidemia de ébola en Guinea, el país desde donde se
propagó luego, estuvo tres meses sin ser detectada y los casos eran
equivocadamente diagnosticados como cólera o fiebre de Lassa, situación que se
repitió más tarde en Sierra Leona.

Los expertos también verán cómo se puede hacer respetar las
recomendaciones de la OMS, que durante la epidemia de ébola dijo una y otra vez
que no se requerían restricciones de viajes ni de comercio con los países
afectados, a pesar de lo cual varios países y compañías actuaron de forma
contraria.

Un último elemento central que deberá ser corregido es la
ausencia de una alerta formal de “riesgo sanitario”, que al no
existir obliga a la OMS a declarar directamente una “emergencia sanitaria
internacional”, con las consecuencias que esto tiene para los países
afectados. 




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.