COMPARTE

”Esta noche en que todos se ponen en los ojos la venda para olvidar que hay alguien que está cerrando un libro, para no ver periódica liquidación de cuentas, donde van las partidas al Haber de la Muerte, por lo que viene y por lo que se queda, por lo que sufrimos se ha perdido y lo gozado ayer es una pérdida…”
                                                                Andrés Eloy Blanco. Las Uvas del Tiempo.

El comienzo de un nuevo año trae consigo el inicio de un nuevo ciclo, una renovación del compromiso con la vida, con la familia, con los seres queridos y particularmente, un compromiso consigo mismo para darle sentido y razón a la propia existencia.

Feliz Año… La sola expresión habla de expectativas, de esperanza. Se desea que el año que comienza sea mejor que el anterior, que los males y problemas pasados sean superados. Se le pide a Dios salud y paz para poder luchar y superar las dificultades y trabas que impiden conseguir estos deseos y aspiraciones de todo el pueblo venezolano.
La tradicional expresión de buenos deseos al inicio de un nuevo año, pocas veces ha tenido un significado más necesario que en este 2018 que pronto nos acompañará.

Vaya entonces nuestro deseo de feliz año a cuantos se dedican, comprometidamente a cumplir con lo encomendado, apostando su existencia por servir a sus ideales, luchando día a día por lograr un país más humano y direccionado a ingresar definitivamente al Siglo XXI; vaya nuestro sincero deseo de feliz año a todos aquellos que luchan contra la intolerancia, el odio, la mentira; a los que han aprendido que lo difícil no es llegar a la cima, sino jamás dejar de subir; a todos aquellos que demuestran sus ganas de vivir en cuanto hacen, contagiando a cuantos les rodean, abriéndoles paso al entusiasmo; a quienes no dedican su vida a odiar y temer, y respetan la diversidad del pensamiento.

Feliz Año a las amas de casa que luchan día con día por hacer rendir el presupuesto familiar cada vez más limitado por el disparate y la inflación que se llevaron por delante las populistas medidas de un gobierno irresponsable.

Feliz Año a aquellos que saben defender sus ideas con pasión y escuchar las ajenas con atención, para lograr la solución más apta para ambas. A cuantos se atrevieron a hacer uso de su propia libertad, asumiendo dignamente las consecuencias.

Feliz Año a cuantos tomaron conciencia que la responsabilidad de la solución de los problemas del país está en sus manos, y ya no la pueden eludir, ni obviándola, ni buscando quien la asuma por ellos.

Feliz Año a esa creativa e indoblegable fuerza estudiantil, que nos ratifica, una vez más, que otra Venezuela basada en el esfuerzo y el sacrificio, por sobre la mediocridad, el resentimiento, y el populismo, es posible.

Feliz Año a esa inmensa mayoría que sueña con un país unido, competidor, donde más que derecha o izquierda, haya progreso para todos. Feliz año a esos hermanos que se encuentran exiliados, desterrados, perseguidos o presos por expresar sus ideas, por defender sus legítimas opciones o por reclamar sus derechos.

Que este Nuevo Año aporte muchas ocasiones para reflexionar, soñar en la paz, la concordia, la tolerancia, la familia, los amigos y la justicia, tener nuevas ilusiones y sobre todo muchas buenas intenciones para mejorar lo que no salió bien durante este terrible año que dejamos atrás.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.