(Foto referencial)

La cifra sigue en ascenso. Los reportes de los gremios de la salud dan cuenta de más muertes entre su personal, tras padecer de COVID-19 y ser víctimas directas de la lentitud en el proceso de vacunación contra la enfermedad.

Las trabas para recibir las dosis han sido evidentes en Carabobo. El directivo de Médicos Unidos Venezuela (MUV) en la entidad, Jorge Pérez, aseguró que se debió iniciar con el proceso a principios de año y hacerlo de manera mucho más rápida.

Dr. Jorge Pérez, directivo de MUV en Carabobo
Dr. Jorge Pérez. Foto: Dayrí Blanco

Para la fecha, aún el 100 % de quienes trabajan en hospitales, ambulatorios y clínicas no ha sido incluido en las jornadas de vacunación. “Eso ya debió estar culminado, los que están en primero línea de combate de la pandemia son prioridad, pero eso no es tomado en cuenta en este país”.

Insistió en que no se trata solo de los médicos, sino del personal administrativo, obrero y asistencial que labora en sector salud. “Si no hay camareras en emergencia no podemos formar el equipo de salud completo”.

El temor entre ellos es latente. Al no contar con equipos de protección personal para atender a pacientes con COVID-19 y enfrentarse a las precariedades de medicinas y de servicios públicos en los centros de salud, muchos prefieren no asistir a sus labores.

También están cansados que les pongan calificativos románticos. “No somos súper héroes, no somos dioses, los héroes y los dioses no mueren y nosotros nos estamos muriendo, y parece que somos importantes para e, pueblo pero invisibles para el estado”.

Cifras alarmantes

Carabobo sigue en el tercer lugar de estados con más muertes en el sector salud por coronavirus. Las cifras de MUV indican que son 44 médicos, nueve enfermeras y cinco pertenecientes a otros gremios. La entidad solo es superada por Zulia y Distrito Capital y concentra 9 % de estos fallecimientos.

Los números nacionales también son alarmantes. Los 670 trabajadores de la salud muertos representan 22 % de los decesos totales reportados por las autoridades.

Las especialidades que han resultado más afectadas son ginecología y obstetricia, pediatría, anestesiología y cirugía. “Nos estamos quedando sin médicos especialistas en nuestros hospitales. ¿Quién nos va a atender cuando nos enfermemos?”.

Y no se trata solo de las muertes por la COVID-19, sino que muchos especialistas se han ido del país huyendo de las condiciones deplorables de trabajo y los sueldos indignantes que reciben.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.