COMPARTE


(Foto Archivo/Referencial)

Dayrí Blanco

Un nuevo sacudón se ha anunciado ante las cinco mil 600 calificaciones de despido introducidas en la Inspectoría del Trabajo de Carabobo durante el último año, junto a los 30 mil casos sin respuestas que maneja el ente. Son cifras irregulares que se repiten en todas las oficinas del país. Se han encendido las alarmas del Ministerio del Trabajo.

Miguel Aponte, director nacional del gabinete, indicó que se está haciendo una evaluación a las inspectorías de Venezuela. “Tenemos como tarea fundamental aplicar un sacudón completo, porque los inspectores se han convertido en instrumento de persecución de la clase obrera, violando la Constitución y la Ley Orgánica del Trabajo”.

La mayoría de los casos que reposan en la sede regional corresponden a representantes sindicalistas y delegados de prevención. Las inspectorías son autónomas, pero toman decisiones en nombre del Ministro o del Presidente que son falsas.

””




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.