COMPARTE


La tradición manda “saltar” las llamas del año viejo. (Foto Archivo)

EFE

La quema a medianoche de monigotes que representan a políticos, artistas, amigos y enemigos, así como la realización de rituales para atraer la prosperidad y distintas reuniones familiares caracterizan la celebración del año nuevo en Ecuador, que se prepara para un 2015 difícil en términos económicos.

Convertidas en pasarelas, aceras o esquinas de calles en diversas partes de Ecuador lucen una amplia variedad de monigotes cada vez más elaborados y coloridos que representan a políticos, entre ellos al jefe de Estado, Rafael Correa, y a los alcaldes de Quito, Mauricio Rodas, y de Guayaquil, Jaime Nebot, respectivamente.

A ellos se suman monigotes que representan a artistas y el más vendido este año ha sido el popular personaje mexicano “El Chavo del 8”, aunque también se ven figuras de súper héroes o de protagonistas de películas infantiles.

Quienes hacen sus propios monigotes en casa suelen aprovechar para quemar la imagen de algún amigo o pariente y aunque algunos trabajadores incineraron ayer a su “viejo” al término de su jornada laboral, muchos otros lo harán hoy, el último día laborable de la semana pues comienza un festivo que terminará el domingo.

Por ello, se han registrado desplazamientos de ciudadanos, en especial a la playa, donde también hay la tradición de la quema de los años viejos a medianoche y la iluminación del cielo con juegos pirotécnicos.

Este año, un tramo de la popular avenida Amazonas, en el centro norte de Quito, vuelve a ser el escenario de un festival de monigotes gigantes que se exhibirán durante la tarde y en el que se representan distintos momentos del año con temas locales e internacionales, uno de ellos, el caso de la enfermedad del ébola.

Aunque se mantiene la tradición de los muñecos rellenos con serrín, papel periódico o restos de caña, vestidos con ropas viejas y con la careta que representa a algún personaje, este año pululan por las aceras monigotes hechos con cartón, sumamente coloridos y algunos tan bien elaborados que cuesta pensar que quien lo adquiera se anime finalmente a quemarlo.

Y es que, la mayoría de ellos son, a la medianoche, la materia prima de una hoguera en la que se “queman” los malos momentos del año que termina y que purifica un nuevo comienzo.

La tradición manda “saltar” las llamas del año viejo mientras sus “viudas”, hombres o mujeres vestidos de negro, que han pasado horas antes deambulando por las calles pidiendo “caridad”, lloran la partida del Viejo.

Mientras unos queman y saltan el monigote, cuyos precios puedes oscilar entre cinco y 200 dólares, otros cumplen los rituales de comer doce uvas, pisotear dinero o brindar con champaña para atraer la prosperidad, según la creencia.

No es raro ver a gente corriendo alrededor de casas o en la calle cargando una maleta para que el nuevo año llegue con promesas de viaje, y también hay quienes cambian su ropa interior a roja o amarilla, en busca de amor o prosperidad.

Entre otros rituales, hay gente que se baña con aguas especiales para eliminar las malas energías y luego se echa agua de una mezcla de plantas para protegerse de las “malas vibras” y para atraer la prosperidad.

Bailes, el encendido de velas de colores, rezos y oraciones también son característicos a la medianoche en Ecuador un país que, afrontará en 2015 un año complicado en materia económica, según lo ha advertido el jefe de Estado alertado por la bajada internacional del precio del petróleo, una de las principales fuentes de ingreso de la nación andina.

Según una encuesta difundida esta semana por el presidente de la firma Cedatos, Polibio Córdova, un 37 % de la población opinó que 2015 “será un año de crisis económica”.

De acuerdo al sondeo, que se realizó entre el 18 y 24 de diciembre sobre una muestra de 2.168 consultas en quince ciudades de todo el país, con un nivel de confianza de 95 %, un 30 % dijo que será “un año de prosperidad económica”, en tanto que el 28 % señaló que será “igual” al que termina.




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.