mini carceles
(Foto archivo)

En calabozos de cuerpos policiales a nivel nacional se encuentran 32 mil 626 presos que conviven en situación de hacinamiento, informó Humberto Prado, director del Observatorio Venezolano de Prisiones.

La afirmación la hizo el coordinador de la referida ONG, durante el foro realizado este miércoles con motivo de conmemorarse 100 años del nacimiento del líder surafricano Nelson Mandela, fecha declarada como el Día Internacional del Recluso.

Respecto al hacinamiento que persiste en los calabozos policiales convertidos en cárceles, Humberto Prado informó que en Poli Chacao hay más de 100 presos, y en los días de visita se concentran hasta 200 personas, entre detenidos, familiares y funcionarios policiales.

Recientemente, con un hacinamiento del 240%, verificado por OVP, se registró un motín porque los presos pedían traslado a las cárceles.

Prado dijo que en las cárceles de Venezuela hay 54 mil internos y 32.626 están en calabozos policiales.

-Si la ministra Iris Varela tiene 86 mil cupos en los penales, como ha manifestado, porqué no cede los 30 mil que requieren los detenidos que están en los retenes policiales?.

Agregó el activista que si se conceden esos cupos, los presos podrían ver el sol, hacer deportes, estudiar, aprender algún oficio, realizar talleres en esos establecimientos carcelarios que en los retenes policiales no pueden hacer.

También se refirió a la Zona 7 de la PNB, en Boleíta, antigua sede de la PolicíaMetropolitana, donde hay más de mil detenidos en 15 calabozos, que miden 6 x 6 cada uno.

El director de la ONG consideró que la situación de los calabozos en los centros de retención policial sigue siendo crítica e informó que en la policía del municipio Sotillo del estado Anzoátegui los presos ahorcaron la misma tarde a 3 detenidos, acusados de intentar robar una moto, que llegaron la mañana del 16 de este mes. “Venezuela es el país que tiene mas medidas de protección para 8 cárceles, con 54 mil privados de libertad, mientras que Brasil, con una población penal de 680 mil internos, apenas tiene 3 medidas, dictadas por la CIDH”.

Según Prado, el sistema de justicia es como un reloj suizo. Una vez aprehendida la persona, queda a la orden del Ministerio Público y es el juez ante quien lo presentan, quien fija el sitio de reclusión, le da una medida cautelar o decreta su libertad. “Pero la ministra ha cambiado todo, ella asigna el cupo y esto es irregular, es una situación dantesca que hay en todos los centros de reclusión policial. El problema de hacinamiento en los calabozos policiales compete al Estado. Nadie puede estar fuera de esa competencia. No pueden evadir sus responsabilidades”.

Legislación penaliza el discernimiento

El evento en homenaje a Nelson Mandela, moderado por Feliciano Reina, presidente de Acción Solidaria, se realizó simultáneamente en otros seis estados y entre los ponentes se encontraban el reconocido penalista Alberto Arteaga Sánchez y la profesora Magaly Vásquez, de la UCAB.

Arteaga Sánchez expuso el tema Cárceles y Justicia Penal, para disertar sobre las reformas que ha tenido la legislación penal venezolana, con la finalidad de volver al antiguo sistema inquisitivo, penalizando el discernimiento y la opinión y aumentando las penas corporales.

También se refirió al enjuiciamiento de civiles por parte de tribunales militares, como ha ocurrido con los manifestantes detenidos durante las protestas y ratificó que “en ningún caso un civil puede ser sometido a la jurisdicción militar” porque contraviene el Artículo 261 de la Constitución.

Agregó que con tales reformas persiguen castigar la disidencia, eliminar la participación ciudadana, realizar detenciones sin orden judicial, obviar la presunción de inocencia, etc.

Arteaga rechazó el uso de eufemismos como “privado y privada de libertad” y dijo tajante que de nada valen esas frases “edulcoradas, porque esos que están allí, son presos, y punto”.

 

 




Estimado lector: El Diario El Carabobeño es defensor de los valores democráticos y de la comunicación libre y plural, por lo que los invitamos a emitir sus comentarios con respeto. No está permitida la publicación de mensajes violentos, ofensivos, difamatorios o que infrinjan lo estipulado en el artículo 27 de la Ley de Responsabilidad en Radio, TV y Medios Electrónicos. Nos reservamos el derecho a eliminar los mensajes que incumplan esta normativa y serán suprimidos del portal los contenidos que violen la Constitución y las leyes.